El Emergente

El Emergente

La voz de Cardenales: “No teníamos un relevista como Wilking Rodríguez”

Carlos Miguel
Oropeza, gerente general de los larenses, evaluó el pacto de seis jugadores que
este martes anunciaron Aragua y los pájaros rojos
Por Ignacio Serrano
ElNacional.com
El cambio que Lara y Aragua anunciaron este martes, el
tercero que ocurre en la LVBP desde que el mercado de traspasos abrió
nuevamente, comenzó a fraguarse en enero, cuando Cardenales probó de primera
mano el impacto que podía causar un pitcher como Wilking Rodríguez en su
bullpen.
Rodríguez es la pieza de más experiencia entre las tres
adquiridas por los pájaros rojos en la transacción, y ayudó como refuerzo a los
crepusculares en la semifinal y la final, camino a la conquista del
bicampeonato.

“Fue un movimiento importante”, comentó Carlos Miguel
Oropeza al otro lado del teléfono, desde Estados Unidos. “El objetivo inicial, obviamente,
era Wilking, uno de los mejores relevistas que tiene en este momento la liga.
En nuestro departamento de pitcheo, que ya era profundo, no teníamos un brazo como
el suyo, que pueda lanzar a 98 millas por hora. Un pitcher de fuerza, alguien a
quien pudieras traer en una situación de apremio y pudiera conseguir un ponche.
Él tiene esa habilidad. Y es sabido que nuestra filosofía es tener un staff de
lanzadores sólido, sobre todo el bullpen. Eso es clave en nuestro circuito.
Poder reforzarlo con Wilking era algo que nos atraía”.
Con Rodríguez llegaron dos jóvenes que han puesto buenos números
en las Ligas Menores: el catcher Gabriel Moreno y el serpentinero Máximo
Castillo, un abridor. Pero fue necesario ceder peloteros ya hechos para
conseguir ese paquete.
“Aragua estaba muy interesado en Wilson García”, concedió Oropeza, gerente general de Cardenales, refiriéndose al inicialista con perfil ofensivo que actualmente forma parte de
los invitados de Cleveland en la pretemporada de la MLB. “No había tenido mucha
participación con nosotros y defiende una posición que está sobrepoblada en
Cardenales, con (Osman) Marval, Luis Jiménez y la posibilidad cierta de que (el
cubano Rangel) Ravelo regrese a Venezuela si todo está bien. Eso nos permitía convertirlo
una pieza para conseguir algo valioso”.
Admitió que David Martínez fue trascendente en la rotación
los últimos años, así como el papel de Anthony Jiménez para dar profundidad en
la banca y el outfield. Pero se mostró contento con lo obtenido.

“Aparte de Rodríguez, obtenemos dos jugadores que son una apuesta
a futuro”, explicó. “Sabemos que tenemos un equipo importante para los próximos
años, pero no queremos dormirnos en los laureles y crear una brecha
generacional. Castillo tiene buenos números como abridor. Sabemos que es un
riesgo si se estabiliza (en el norte, en las Grandes Ligas) y no puede lanzar mucho
con nosotros. Eso es lo que nos estamos jugando. Esperamos poder usarlo, tal
vez con limitaciones al principio, y quizás después pueda tener mucho uso en
Venezuela”.
“Moreno nos da profundidad importante en la receptoría”,
agregó Oropeza. “Se une a (Yojhan) Quevedo, (Francisco) Arcia, (Alí) Sánchez y
Manny Piña. Es un catcher hecho, que este mismo año puede ayudarnos en esa posición.
Influye además que es de Barquisimeto y que tiene 20 años de edad”.
Ambos prospectos jugaron en 2019 en Clase A.

Publicado en ElNacional.com, el miércoles 18 de marzo de 2019.

Ignacio Serrano

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.