El Emergente

El Emergente

Caleb Gindl: «Sólo necesitamos más turnos para empezar a batear”

El jardinero caraquista confía en que dejará el slump atrás. Caracas ajustará su importación en los primeros días de noviembre y debe sustituir a los extranjeros que no bateen

Luis Ávila, presidente de los Leones, soltó la frase más como una conclusión que como una amenaza: “Importado que no batee, tiene que irse. Ese es el problema de esta liga: es muy corta, no hay tiempo para esperar”.

El ejecutivo hizo la afirmación en medio de la sequía de algunos bates importantes del Caracas, incluyendo a los jardineros Caleb Gindl y el ahora lastimado Jarrod Dyson, que terminaron la primera semana de acción con .211 y .188 de average.

“Necesitamos ver más pitcheos, tomar más turnos para que las cosas fluyan y empecemos a ligar”, razonó Gindl, un toletero de .300 en su carrera de cinco campañas en las menores, que viene de poner un OPS de .862 en la sucursal triple A de los Cerveceros.

El par de forasteros y su compatriota Josh Satin llegaron al fin de semana por debajo de .230 puntos. Pero Dyson se lesionó y viajará a Kansas City a chequearse.

“Pasé un mes sin ver pitcheos en juegos reales”, recordó Gindl, que llegó a Venezuela en octubre, cuatro días antes de la inauguración del campeonato, y que debido a la lluvia sólo pudo practicar una vez al aire libre antes de comenzar la acción.

Los melenudos están ansiosos de ver a su importación rendir lo que ellos esperan. Dyson, por ejemplo, cubrió mucho terreno en el center y voló entre las almohadillas, pero sólo robó una vez en la primera semana, en buena medida porque su promedio de embasado en ese período fue de .278 puntos.

“Si no te embasas, no puedes robar almohadillas”, admitió Ávila.

Caracas tiene que tomar decisiones respecto a su importación dentro de poco tiempo. Los jardineros John Lindsey y Adron Chambers estarán uniformados los primeros días de noviembre. Y nuevos forasteros llegarán poco después.

Gindl admitió que una jornada de tres incogibles, como la que cosechó el miércoles, suele tener efectos balsámicos para un toletero en mal momento.
“He ido a batear con la misma actitud, sin cambiar nada”, apuntó. “Los hits son consecuencia de ver más pitcheos. Con fortuna, pronto todo volverá a ser normal”.

El dato:

Josh Satin es el único importado del Caracas con un jonrón, al empezar la jornada de anoche. Entre él, Jarrod Dyson y Caleb Gindl dieron dos extrabases en la primera semana de acción, pero Satin y Gindl traen buenos antecedentes de las menores

La “Guillotina” Reineke

Chad Reineke sigue sin entender por qué ha lucido como un ponchador desde su llegada a Venezuela, pues ya suma 12 abanicados en 10 innings de labor.

“Honestamente, no tengo explicación”, reiteró el grandeliga, que ya había confesado ignorancia semejante después de su primera presentación. “Lo he hablado con mis compañeros. No sé por qué tiro la recta y los contrarios hacen swing y fallan. Quizás es porque estoy lanzando bajito, no sé. Yo únicamente estoy tratando de golpear mis esquinas y ya”.

El derecho ha lucido dominante en sus dos presentaciones. Sólo ha encajado una carrera limpia en sus dos aperturas. Pero al escoger su mejor incursión de ese par de salidas, deja ver claramente qué tipo de lanzador es.

“Tendría que tomar la segunda, por todos los ponches”, comenzó Reineke, que guillotinó a ocho esta semana, contra cuatro la semana anterior. “Pero considero que fue mejor la primera. Pude hacer que me dieran más roletazos y, por eso, saqué los innings con mayor rapidez”.

Publicado en El Nacional, el 21 de octubre de 2011. Actualizado para el blog.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¿Te gustaría recibir notificaciones de El Emergente?    Claro que sí Quizás más adelante